Fases Lunares y su relación con el Ciclo Femenino

Podemos aprender a armonizarnos con la Luna para equilibrar nuestros ciclos hormonales y entender muchos aspectos de nuestra vida.

El ciclo Lunar está formado por cuatro fases. Para completar cada fase necesita siete días. Cambia continuamente, tiene un movimiento cíclico. Las mujeres también somos así. Estamos en un cambio continuo.

Las cuatro fases de la Luna corresponden con las cuatro fases del ciclo femenino. Los estados anímicos y hormonales están bajo la influencia de la Luna. Nuestros ciclos se conectan con las cuatro fases lunares.

Actualmente las mujeres no prestamos atención a los cambios energéticos y emocionales que experimentamos durante nuestro ciclo menstrual.

Luna Nueva

Esta fase de la Luna representa el nacimiento y el despertar. Es un buen momento para iniciar proyectos en cualquier área de nuestra vida, viajes , tratamientos. Con la Luna Nueva se limpian y bendicen las piedras, péndulos etc. En el ciclo femenino corresponde con la Fase Menstrual, buen momento para soltar, descansar y estar en silencio e ir hacia nuestra conexión interior. En esta fase del ciclo nuestra intuición está más desarrollada. Momento de muerte e introspección, contactamos con nuestra parte fría oscura y perceptiva que muchas veces negamos. El cuerpo necesita descanso para comenzar con fuerza la siguiente fase. Arquetipo de la Anciana.

 

Luna Creciente

Buen momento para iniciar una relación amorosa. La luna creciente nos ayuda a introducir cambios de hábitos, cambios de pensamientos etc. Representa la fertilidad. En el ciclo femenino corresponde con la Fase Preovulatoria, nos encontramos en una fase de transición. Podemos iniciar proyectos que se materializarán durante la siguiente fase. Nuestros pensamientos son más claros y aumenta nuestra capacidad de concentración. Nuestras emociones están más calmadas. Arquetipo de la Doncella

 

Luna Llena

Tiempo de iluminación interior, de comprensión y de puesta a Tierra antes de cualquier acción. Recogemos lo sembrado en la Luna creciente. Representa el embarazo, es un buen momento para invocar a la Diosa Lunar. En el ciclo femenino corresponde con la Fase Ovulatoria, en esta fase del ciclo nos encontramos radiantes y más sociables. Nos encontramos en la etapa más fértil de todo nuestro ciclo, esta fertilidad la veremos en diferentes aspectos de nuestra vida. Es un momento en el que necesitamos sacar todo al exterior. Deseos de compartir y de ayudar a los demás. Arquetipo de la Madre.

Luna Menguante

Representa el conocimiento y la sabiduría. Esta fase lunar representa un final y una preparación para la nueva fase. Es el momento de reflexionar y de cerrar todo aquello que se nos ha quedado pendiente. En el ciclo femenino corresponde con la fase premenstrual, durante esta etapa del ciclo sentimos que nuestra energía está más baja y empezamos a conectar con nuestro interior. Necesitamos liberarnos de lo que ya no nos sirve, de esta manera estaremos haciendo una sanación. Conectamos con nuestro interior y nos preguntamos qué es lo que verdaderamente necesitamos.

Nos desconectamos de todo lo material y se desarrollan nuestra intuición y nuestros sueños. Arquetipo de la Chamana.

 

Ana Luisa Rama

Mantente informado de nuestras novedades